Poesía

Quimera

La guerra abortó manojos de odios dispersó enjambres de quimeras en ahogadas mentes humanas que no saben cuándo ni dónde dejaron de ser los que fueron para ser mercenarios a crédito.

Mi mejor poema

Que rimara con el acorde del viento y con la melodía del mar. Qué con pronunciarlo me hiciera sentir en la piel, el sol y la niebla al mismo tiempo. Un poema solo, sin aplausos ni escenarios.

Al mal tiempo

Se habla de la vida y de la muerte:
De impunidad y sacrificio, del que sueña y emprende, del soldado y el campesino. Se murmura de temblores y guerras, del exilio y la condena, ¡Del rico y del pobre!

Frida

De todo lo mundano, ahora estoy liberada, Sin embargo, recuerdo mi infancia por la polio marcada, La buena salud nunca fue mi aliada.

Los imperfectos

Los imperfectos son personas extrañas, es agonía trasmutada en poesía, es un canto impedido para mitigar el dolor, pero lo acepta y esa es su mayor virtud, después de la riqueza de sus giros idiomáticos y la exuberancia de sus figuras distintivas, complejas pero inteligibles.

Regocijo

Me regocijo en un recuerdo grato y en una canción de los ochenta con el sonido armonioso de las olas con la soledad o con una reunión donde se crucen abrazos como los de antes.

Otoño otra vez

Te doy mi olor vestido solo de un verso de amor. Café tostado sentimiento de otoño de dulce primavera quien ahora descansa de nuevo esperarte un día en el florecimiento del amor.

Llanto de amor

Cerca a los morichales del infinito llano, se agitaron los pechos en pasiones secretas. Con besos y susurros al canto de jilgueros,
bebimos nuestro amor embriagador y tierno.