CARTA AL SOL

Laura Alejandra González

 

Carta al sol

Estimado sol.

De antemano te ofrezco mis excusas, por el mal entendido ocurrido, no quería hacerte enojar. Perdón.

Sabes que como la reina de la noche, soy impulsiva y bohemia.

He pensado mucho en tu propuesta de retomar lo nuestro y realmente estoy muy interesada, aunque aún tengo mis dudas.

Sé que nuestro amor es profundo e inmenso como el mar, pero es triste que todo ese amor se evidencie solamente cuando hacemos eclipse.

Sé que somos como agua y aceite, y por eso explotamos al hablar.

Ya no quiero pelear más, estoy cansada que pesen más las diferencias y los rumores de mis amigas las estrellas, ellas no se cansan de hablar de ti, de nosotros, de este amor que solo tú y yo entendemos.

Pienso que si queremos volver a intentarlo, debemos madurar, hacer caso omiso a los comentarios y disfrutar este amor tan único y a su vez, tan accidentado.

Para ser sincera, extraño mucho nuestros encuentros furtivos al caer cada atardecer.

Sol, a pesar de todos los daños causados, te quiero de verdad y lo que más anhela mi alma es volver a estar contigo.

Te recuerdo siempre.

Tu amante enamorada. Luna.

 

 

Carta a la luna

Querida Luna.

Primero que todo, acepto tus disculpas, pero tienes que aprender a ser menos impulsiva y explosiva, a veces tu indecisión y forma de ser, me impacientan un poco.

Desde el principio, he sido claro contigo, te dije que si querías podía ser tu amante toda la vida. Si tan solo pensarás como lo hago yo, todo sería más fácil.

Sabes que significas mucho para mí, te demuestro de muchas formas que te quiero, así no te lo diga.

Haz caso omiso, de lo que digan las estrellas; tú me conoces bien y sabes qué es real y qué no.

No te atormentes, no sufras, relájate y vivamos el momento juntos.

Yo también extraño nuestros encuentros furtivos y, a pesar de las diferencias, yo quiero compartir mi vida contigo; simplemente, nos complementamos.

Luna, nunca dejes de brillar, todo lo que te propones lo haces bien.

Prometo ser más paciente, no pelear por bobadas y hacer las cosas bien contigo.

¡Volvamos a empezar!

Siempre pienso en ti.

Tu amante enamorado. Sol.

 

 

¿Qué es el amor?

Esta palabra, puede tener tantos significados.

Nos venden la idea de algo perfecto, que todo es permitido si es por amor y no es así.

Que significa posesión, opresión, sumisión, cambiar, vivir la vida del otro.

Para mí, es conocer los demonios de ese ser y aun así seguirlo amando; es aceptarlo en todas sus facetas, es compartir la vida, siendo libres.

Es cuidar, escuchar, curar heridas, superar miedos, es elegir a esa persona mil veces, a pesar de tanto desastre, porque es real, porque sabemos que vale la pena.

Para mí, la vida es amor, el amor está en todo: en las buenas acciones, en los pensamientos, en las palabras bonitas, en los sueños que tenemos.

La mayor prueba de amor es la paciencia; nadie la tiene con quien no ama.

El amo está en el hecho de ser buena persona; es ayudar, ser incondicional con alguien, a pesar de todo. Eso, es amor.

Nosotros somos el reflejo de lo que tenemos en nuestra alma, por eso, seamos amor, hagamos todo con amor, para que nuestra mirada sea luz, en medio de tanta oscuridad, para que seamos brillo al caminar y dejemos huellas de amor y bondad al andar.

 

 

Aquellas maneras de recordar

Tenía que aceptarlo, lo extrañaba.

Extrañaba escuchar su voz, su risa, su mirada, su piel.

Extrañaba sus besos, sus caricias, tocar su sexo.

Y no, no era que se tratara de algo pasional, era mucho más que eso.

Enloquecía por él, solo quería un abrazo, compartir un momento con él.

Por eso, la mejor manera de recordarlo era siendo feliz. Sonreír, amar, soñar y tocarme en su nombre.

 

 

Un hermoso caos

Entre ellos existían altibajos sin fin y aunque muchas cosas los separaban, no se olvidaban, eran la mejor historia.

Él, era el secreto de la sonrisa de ella.

Ella, era el deseo infinito de él.

Por más que se alejaran, siempre se reencontraban, siempre se deseaban, era como si el tiempo no pasara.

Eran locura, eran pasión, eran amor a su manera. Eran un hermoso y perfecto caos juntos.

 

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (4 votos, promedio: 4,75 de 5)
Cargando...

1 comentario en «Carta al Sol»

Responder a Yedenira Cid. Cancelar respuesta